¿En qué consisten las operaciones intradia?

Si has escuchado alguna vez algo relacionado con las operaciones intradia, deberás conocer que es algo tan sencillo como los movimientos que realizas en la bolsa en el mismo día. Requiere de una técnica de inversión diferente en cuanto a los de plazos de permanencia más amplios. No todos los pequeños y medianos inversores están en condiciones de materializar esta operativa. No en vano, deberás aportar una mayor experiencia en los mercados de renta variable si deseas tener éxito en esta clase de órdenes en la renta variable.

Los riesgos, por otra parte, son  mayores pero que quedan compensados por la recompensa que puedes obtener si la inversión se desarrolla tal y como has diseñado desde un principio. Si deseas involucrarte en esta clase de operaciones bursátiles, no te quedará más remedio que importar una serie de pautas de actuación que te serán muy útiles a partir de ahora.

Intradia: ajustar los precios

En las operaciones realizadas en la misma sesión bursátil, y a diferencia de otras más convencionales, los precios de compra y venta sí que son muy importantes. Determinarán el éxito o no de los movimientos que hagas en los mercados financieros. Como consecuencia de ello, te verás obligado a ajustarlos al máximo. Nunca debes dar una orden a precio de mercado. Sino que por el contrario, la deberás marcar tú mismo y en función de tu estrategia de inversión. Será una de las partes más importantes de este proceso.

Bajo tendencias alcistas

A diferencia de otras operaciones más convencionales, te verás obligado a decantarte por los valores o activos financieros que muestren una tendencia alcista clara y fuera de todas dudas. Es la única forma que tienes para formalizar la compra y venta en el mismo día. Para ello, tendrás que hacer un análisis previo sobre que compañías que pueden ser objeto de unas operaciones más rápidas de lo habitual. No serán todas las del mercado, sino unas pocas.

Basadas en valores con fuertes oscilaciones

Para realizar esta clase de inversiones no te quedará más remedio que centrarte en unos valores muy bien definidos. Aquellos que presenten una fuerte divergencia entre sus precios máximos y mínimos dentro de la misma sesión de bolsa. Será la mejor forma para que puedas incrementar el potencial de revalorización. En este sentido, los valores que son muy estables en la cotización de sus precios no te valdrán para aplicar esta estrategia tan especial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*