¿Cuáles son las figuras que anticipan un cambio de tendencia?

Uno de los objetivos más deseados por los pequeños y medianos inversores es anticiparse a los cambios de tendencia en los mercados de renta variable. Serán muchos los beneficios que podrán obtener a través de esta información tan valiosa. Entre ellos, un mayor potencial para incrementar los rendimientos de sus ahorros. También para abrir posiciones con las máximas garantías que podrán cumplirse las metas de la inversión. Son motivos más que suficientes como para aplicar una estrategia con la que puedan cumplirse tus expectativas. Pero, ¿cómo pueden canalizarse correctamente estos deseos tan anhelados por cualquier ahorrador? Pues muy sencillo por medio de las figuras de cambio de tendencias. Son muchas las que están habilitadas en el análisis gráfico y de diversa naturaleza. Hasta el punto que puedes conocer algunas de las más importantes y a la vez más sencillas.

Cambio de tendencia: ¿cómo detectarlo?

Las figuras de cambio de tendencia son aquellas que muestran una sensible variación en la curca de las cotizaciones. Tanto como que dan la pauta para iniciar o cerras las operaciones en los activos financieros elegidos para la operación. Además, se caracterizan porque anulan de forma definitiva la anterior tendencia. Puede pasar de alcista a bajista, o viceversa. Sirven para potenciar las actuaciones compradora o vendedoras, según en cada caso. En cualquier caso, te estarán daño la pauta de cómo tendrán que ser tus operaciones a partir de su aparición.

Las figuras más representativas

Desde luego que tienes una importante oferta en donde elegir. Desde los movimientos a corto plazo a los que exigen  un grado de permanencia más elevado. De entre todas destacan dos de especial relevancia: el doble suelo y techo, y por extensión su variante de triple doble suelo y techo. Son las más fiables ya que indican el agotamiento de una determinada tendencia.

Otras figuras que son muy representativas son la de cabeza hombro invertido. Porque en efecto, indica que ha habido un cambio en la tendencia del activo financiero. Muestran además los niveles en donde debes abrir o cerrar posiciones. Los techos y suelos redondeados es otro punto de apoyo que tienes para fundamentar tu decisión. En uno u otro sentido. En otras razones porque están avaladas por la rotundidad de sus zonas de detención de los movimientos anteriores. Aunque son más complejas de detectarlas por su necesidad de analizar muy detalladamente sus movimientos en los gráficos. Te exigirán, por tanto, un mayor aprendizaje en sus análisis.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*