[vc_row][vc_column][vc_column_text]

Desgraciadamente, en España, cuando una persona, comienza a plantearse la posibilidad de iniciar cualquier tipo de negocio por su cuenta, el principal tema en el que suele centrar sus temores es la legalidad y fiscalidad de la actividad.

Es aquí donde el futuro emprendedor encuentra el principal escollo, ya que para iniciar su actividad de una forma jurídicamente correcta, debe empezar a satisfacer mensualmente la temida cuota de autónomos independientemente de los ingresos que genere.

Si comparamos veremos que esta obligación contrasta, con alguna excepción, con los países de nuestro entorno en los que las cuotas, bien no existen, bien son testimoniales y, como debería ser en un sistema fiscal progresivo, los impuestos se pagan en función de las ganancias del negocio.

Este sistema frena enormemente la creación de nuevos negocios y ofrece dos opciones al emprendedor:

  • Lo condena al menos en sus inicios al mercado negro por la simple incapacidad de asumir las cuotas sin generar ingresos.
  • Incrementa la necesidad de capital inicial para el desarrollo del negocio al tener que sumar el coste de las cuotas a la inversión inicial, hasta que el negocio comience a producir beneficios.

Pese a que medidas como la tarifa plana de 50€ durante los primeros 6 meses de actividad han paliado en parte este problema el autónomo español aún debe cubrir un coste fijo importante, en comparación con sus homólogos europeos.

Siendo en 2016 el coste de la cuota de autónomo para la base mínima de cotización de 267,03€/mes.

Salvo algunas excepciones, y aunque siempre recomendamos el asesoramiento de una asesoría fiscal que nos podrá ayudar a acogernos a las deducciones adecuadas, el coste de la cuota de autónomo para un nuevo emprendedor será el siguiente:

  • 0 – 6 meses.

El nuevo autónomo podrá acogerse a una cuota reducida de 50€/mes siempre que cumpla los siguientes requisitos:

  • No haber estado dado de alta como autónomo los 5 años anteriores
  • No haber recibido en el pasado, ninguna bonificación para autónomos.
  • No ser autónomo administrador, ni colaborador.
  • 7 – 12 meses

Se aplica una reducción del 50% de la cuota dejándola en 133,50€/mes

  • 13 – 15 meses

Se aplica una reducción del 50% de la cuota dejándola en 187€/mes

Una vez pasados 15 meses desde el inicio de la actividad dejaremos de tener derecho a las reducción debiendo abonar la cuota íntegra que, como hemos indicado, en 2016 se eleva a 267,03€/mes

 [/vc_column_text][/vc_column][/vc_row][vc_row][vc_column][vc_cta h2=”” h4=”Escrito por Julia Lozano” txt_align=”justify”]385f2c5b-07bc-4807-a9e9-46ef0582faf6
Julia Lozano es directora de Marketing de asesoria-fiscal.org y asesosoriascontables.es Portales cuyo objetivo es comparar de forma útil rápida y sencilla las mejores asesorias contables y fiscales de España.[/vc_cta][/vc_column][/vc_row]